Por: Redacción/El Pulso Laboral

domingo 03 de marzo de 2019

La propuesta de reforma laboral de Morena se ha encontrado con el rechazo de sindicalistas, el sector empresarial y expertos en la materia.

En las audiencias públicas que se realizan en la Cámara de Diputados, los participantes han expresado más preocupaciones sobre el impacto de la reforma, que apoyos para que se mantengan la redacción propuesta por la fracción morenista. Uno de los principales puntos de controversia es la propuesta de un Centro Nacional de Conciliación y Registro Laboral, cuyo titular sería propuesto por el Ejecutivo al Senado mediante una tema.

Sobre esta medida, representantes de organizaciones sindicales advirtieron sobre una posible intromisión del Gobierno por medio del Centro de Conciliación, cuando tenga que verificar los procesos democráticos y de libertad sindical.

Ángel Celorio Guevara, coordinador jurídico de la Confederación de Trabajadores de México (CTM resaltó que el Centro de Conciliación, que deberá velar por la justicia para los trabajadores y sus contratos colectivos, está impedido para verificar el cumplimiento de los requisitos de las organizaciones en su registro.

El secretario general de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC Isaías González Cuevas, estimó que la reforma laboral contiene procedimientos sobre regulados. Por ejemplo, dijo, en los artículos 371 o 387, se condiciona la validez de un contrato colectivo de trabajo, mientras que en el artículo 390 bis se retrasa el derecho de huelga.

El sector empresarial pidió que dicho Centro de Conciliación, tenga una representación tripartita, incluso honoraria, como se ha estilado en los organismos donde hay intereses de trabajadores y empresarios.

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE Carlos Salazar Lomelín, afirmó que se requiere un marco que no proteja sólo a los trabajadores, sino que también fomente el empleo y el crecimiento del país. Propuso que en el Centro de Conciliación participen la autoridad como mediadora, trabajadores y empresas.

El presidente de la Comisión Laboral del CCE, Tomás Natividad, dijo que una reforma laboral mal entendida puede afectar la seguridad jurídica, el Estado de derecho, el equilibrio y diálogo social de relaciones laborales, así como la planta productiva y el empleo formal Manifestó la preocupación del sector empresarial como la omisión de no incluir la libertad de no pertenecer a ninguna agrupación.

Citó también que la prórroga unilateral de la huelga no puede quedar en manos de una parte en el conflicto, sino que debe ser por mutuo acuerdo.

El presidente de la Concanaco Servytur, José Manuel López, pidió que la junta de gobierno del Centro de Conciliación sea tripartita, en lugar de estar integrada sólo por titulares de dependencias o paraestatales. 

Controversia Uno de los puntos sensibles de la reforma es el Centro Nacional de Conciliación y Registro Laboral

La CTM ve que el Centro está impedido para verificar el cumplimiento de los requisitos de las organizaciones en su registro. El CCE propuso que el Centro tenga un carácter tripartito y participen la autoridad como mediadora, trabajadores y empresas, i La Concanaco pidió que la junta de gobierno del Centro sea conformada por cuatro representantes de los trabajadores y cuatro empleadores. //Reforma 

http://www.elpulsolaboral.com.mx/mercado-laboral/17845/suma-rechazo-reforma-laboral

 

Leave a comment