Entre las modificaciones está eliminar la Junta Local de Conciliación y crear el

Instituto de Conciliación y los Juzgados laborales; así como facultades al Ejecutivo

para nombrar al titular.

El Congreso del Estado aprobó este miércoles en primera vuelta reformas a diversos artículos de la Constitución de Nuevo León para dar paso al nuevo esquema de justicia laboral en la entidad que contempla la desaparición de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje y crea el Instituto de Conciliación y los Juzgados Laborales.

El dictamen lo presentó el diputado Hernán Salinas, presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, quien detalló que se reforman los artículos 63, 93 y 94 de la Constitución local, que son los que tienen relación con las facultades del Poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial, con ello se le da facultad al Ejecutivo de designar al titular del instituto y al Judicial de crear los juzgados.

La propuesta se hizo de manera conjunta entre la Comisión de Desarrollo Urbano del Congreso local, el Gobierno del Estado, alcaldes de Movimiento Ciudadano.

Comentó que mediante una participación de representantes obrero patronales se formulará una terna para integrar el citado Instituto de capacitación.

En unos cuantos meses habrán de desaparecer las juntas de Conciliación y Arbitraje tanto a nivel federal como estatal, ahora serán sustituidas por un Instituto de Conciliación que será un órgano descentralizado donde será una primera instancia para dirimir las controversias laborales y si no se logra una conciliación, pasarán ya a una resolución jurisdiccional a través de un juzgado en materia laboral que estarán adscritos al Poder Judicial.

“Es decir, seguirá un proceso adversarial como cualquier otro tema, como los temas civiles, penales, mercantiles, será un juzgado y ya no será ante una Junta de Conciliación y Arbitraje, este tema es de gran relevancia para Nuevo León y a nivel nacional”, dijo.

Expresó que para que desaparezca la Junta Local de Conciliación primero tendrán que instalarse el instituto y los juzgados y posteriormente la Junta Local deberá agotar el rezago que tengan, es decir, los nuevos organismos empezarán de cero, en un tiempo aproximado a unos dos años de que sean creados.

Aseguró que todas las partes involucradas participaron en este proyecto, y que el dictamen final sería llevado al Pleno la siguiente semana y con esto Nuevo León echaría a andar las ruedas de la justicia laboral.

Estiman que para noviembre de 2018 comenzarán labores los nuevos órganos, pero sin expedientes en rezago.

http://www.milenio.com/politica/justicia_laboral-modificaciones-congreso_del_estado-milenio-noticias-monterrey_0_1067293595.html

Leave a comment